10 feb. 2008

Los crímenes de Oxford

Ayer fui por fin a ver Los crímenes de Oxford, que tenía muchas ganas de verla y entre una cosa y otra había ido aplazándose poco a poco. Y yo mientras teniendo que escuchar los comentarios de la gente, que me decían que les había encantado.

Así que convencí a Anita y allí que fuimos, después de agenciarme el primero de Anita Blake y plantearme seriamente el echar el currículum en El Corte Inglés, que el que está en el departamento de librería me conoce perfectamente como la chica que sabe de cualquier libro, incluido dónde está, de qué editorial es y, por supuesto, de qué va. Especialmente si se trata de libros de CF xD. Ah, y después de caer en la tentación y agenciarme también la edición inglesa (pero con el texto original, eh) de El guardián entre el centeno, que lo habré leído mil veces, pero soy así de gafapasta xD.

El caso es que allí que fuimos, a ver la peli.

Yo iba con dos ideas enfrentadas, lo que le daba más emoción al asunto. Por un lado, me habían puesto la peli tan bien que me daba miedo que al final me decepcionase. Y, por otro lado, eso mismo me hacía morirme de ganas por verla.
Finalmente, la impresión fue buena. Muy buena, de hecho. Que no sea especialmente original no hace que sea una mala película, ni mucho menos. Es rápida, y te atrapa. O a mí al menos me atrapó, y me metió dentro y no quería salir. Y, cuando se acabó, no me lo creía. Se me pasó el tiempo volando, y hacía mucho que no me pasaba eso en una sala de cine.

A comentar, unos asuntillos.

Por un lado, hay que ver el morbo que tenía Martin. Porque no, no soy capaz de verle la gracia a Elijah Wood, pero el personaje tenía un morbazo increíble. Para quien no entienda cómo caían las dos como tontas… en fin, que yo sí lo entiendo xD.

Por otro, y para algunos más importante :P, la explicación final a mí no me pareció completamente falta de lógica, como decían algunos. Tiene cierto sentido, porque circunstancias hay muchas, y más en una peli así, donde cada personaje tiene las suyas. Sí, me lo creo. No sé cómo será en el libro, porque no me lo he leído, pero en la película tiene su sentido. Y a mí me convence.

Otra cosilla que quería comentar es que me pareció una película relativamente sencilla, o, al menos, aparentemente sencilla. Y eso me pareció perfecto. Era extraño, pero esa sencillez hacía que se mezclase la tranquilidad y la tensión en una misma escena, durante todo el rato.

Y, por último, hay que decir que Alex de la Iglesia es muy grande, hombre. No en vano es cancionero. No en vano escribe la presentación de Festín :P. Pero bueno, que no es por eso que me ha gustado la película, conste. Genial también el homenaje a Guy Fawkes. Y a muchas cosillas en general :P.

Y la historia del hombre que escribía el nombre de mujer de cuatro letras… me ha recordado a Pi. Gran película, por cierto. A ver si encuentro una tarde para volver a verla.

Ah, y me encantó ese travelling en el que sigue a todos los personajes en la calle. Aunque fuera solo por eso, la película ya tenía mi aprobación.

Y creo que con eso es todo por hoy. Creo que ya ha quedado claro que me encantó la película.

PD: Y vi el tráiler de Sweeney Todd. Qué ganas…

¡Saludos!

2 comentarios:

Ayashi dijo...

¡Yo también he visto esa película! La verdad es que no tenía ganas de verla, porque yo las historias detectivescas y policíacas, nanai, y si a eso le sumas mates, que las odio,...
Pero, sorprendentemente, me gustó. Aún no me lo creo, pero la película estaba muy bien. Un poco rara cuando te empezaban a contar teorías y teorías matemáticas, pero buena al fin y al cabo.
Y el prota (nunca me acuerdo de cómo se llama ese actor) sigue teniendo esos ojazos tan suyos que hace que ver una película donde sale él, valga la pena :P

Kera Arena dijo...

Lo bueno que tiene la película, creo yo, es que, aunque no te gusten las mates (que de todos modos, a mí sí me gustan xD), ni te lleves demasiado bien con ellas, lo explica todo de forma bastante sencilla. Sí, mete algo de números, y de lógica y de filosofía, pero lo explica todo para que sea bastante fácil no perderse. Y eso se agradece ^^.
Aparte, que el tema detectivesco está bastante bien llevado. Suavecito, como digo yo xD.

¡Saludos!